La Acreditación de la Formación Continuada en el ámbito internacional.

1 comentarios

No me había parado a pensar en ello hasta que escuché a Armando Romanos hablar sobre este tema durante el VII Congreso de Formación Continuada en Salud: ¿qué pasa con la acreditación de la formación que ha realizado en el extranjero un médico que emigró en su momento y que ahora quiere volver a España? ¿qué hay de la formación que un profesional sanitario que va a trabajar a otro país ha realizado en territorio nacional? ¿vale para algo? ¿está reconocida? 


Aunque no me he encontrado, hasta el momento, con ningún caso de similares características, como conozco, al menos virtualmente, algún profesional que se está planteando emigrar, me ha parecido que merece la pena dedicar un post al tema. Vayamos por partes:


En España, tenemos para garantizar la calidad de la formación no reglada que realizan los profesionales sanitarios a la Comisión Nacional de Formación Continuada del Sistema Nacional de Salud (regulada por el RD 1142/2007). Los acuerdos de esta Comisión Nacional se ejecutan a través de las Comisiones de  de las Comunidades Autónomas, quienes se encargan de evaluar las acciones formativas dirigidas a las profesiones sanitarias   y asignarles un número de créditos. Hay que dejar claro que estos créditos no tienen nada que ver con los créditos universitarios, que pertenecen a un ámbito totalmente distinto (les pusieron ese nombre, sin más, como los podían haber llamado "puntos").


En Europa, de momento, la única experiencia acreditadora la tienen los médicos, a través de la Unión Europea de Médicos Especialistas (UEMS), que han constituido el European Accreditation Council for Continuing Medical Education. Esta entidad se encarga de asignar lo que se conocen por "créditos EACCME" a aquellas actividades formativas cuya acreditación les ha sido solicitada y que cumple los criterios establecidos, previo pago de la tarifa correspondiente.  


En Estados Unidos, también a nivel de médicos, encontramos la American Medical Association (AMA), que otorga la acreditación ACCME tanto a proveedores de formación como a profesionales, quienes pueden solicitar les sean reconocidos tanto sus artículos publicados como el aprendizaje independiente realizado. Esta entidad no acredita, curiosamente, actividades. 


La AMA y la UEMS, es decir, los médicos americanos y los europeos, han determinado su reconocimiento mutuo, por lo que si has realizado una actividad acreditada por uno de ellos, el otro la admite. Eso sí, este reconocimiento, aunque más o menos automático, no es gratuito: hay que abonar una tasa por cada actividad realizada que queramos nos reconozcan. 


Los médicos españoles entran en este circuito de reconocimiento gracias al SEAFORMEC (Sistema Español de Acreditación de la Formación Médica Continuada). Utilizan los mismos procedimientos y baremos que la Comisión de Formación Continuada del Sistema Nacional de Salud, sólo que,  al estar integrados en el sistema de actividades formativas de la UEMS, tienen la ventaja de que sus créditos, además de a nivel europeo, los reconocen en Estados Unidos a través de la AMA. 












Conclusión: de momento, sólo los médicos pueden tratar de obtener el reconocimiento internacional de las acciones formativas que han realizado durante el desarrollo de su carrera profesional, a través de las distintas organizaciones que hemos comentado: SEAFORMEC (España), AMA (USA) y UEMS (UE). A la espera de que surja una iniciativa europea de reconocimiento de la formación continuada realizada por los profesionales sanitarios, de momento, la alternativa parece pasar por sacar el talonario... 









Read On

Experiencias Innovadoras en Formación Continuada en Salud.

3 comentarios


Ya están disponibles en la página del Observatorio para la Calidad de la Formación en Salud algunas de las presentaciones utilizadas durante el VII Congreso Nacional de Formación Continua en Salud, celebrado en Málaga los días 16, 17 y 18 de junio. Si la semana pasada, hablábamos sobre la experiencia pedagógica basada en blogs en el master de Salud Pública de la EASP y, ahora, le toca el turno a las experiencias distinguidas con premio.


El Hospital Universitario Virgen del Rocío recibió el reconocimiento a la mejor experiencia innovadora por el proyecto VirSSPA, una herramienta de realidad virtual a través de la que es posible generar modelos en 3D que ayuden a planificar la intervención quirúrgica del paciente. Una serie de programas informáticos permiten anticipar cuál será el resultado de una operación complicada, reconstruir virtualmente las zonas dañadas, identificar de antemano posibles problemas que surgirán en la operación, observar las imágenes desde distintos ángulos, estudiar los volúmenes de los órganos, o eliminar circunstancias anatómicas reales que dificultan la visión de modo que se puedan delimitar mejor las zonas de actuación. De esta manera, es posible optimizar la planificación y desarrollo de los procesos quirúrgicos, reduciendo tiempos y mejorando resultados. 






El segundo premio fue para el Servicio Aragonés de Salud por FOCUSS (Formación Organizada en Competencias Utilizadas en el Sistema de Salud), un proyecto de gestión del conocimiento que consiste en la enseñanza, de unos profesionales a otros, de procesos y técnicas diagnósticas, terapéuticas, de gestión y comunicación en la práctica diaria de los centros de trabajo, mientras los docentes realizan su labor habitual. Es decir: el profesional que solicita formación para desarrollar una competencia determinada, realiza una estancia en otro centro con otro profesional que ha acreditado un elevado nivel en la misma, de manera que puede ver cómo éste pone en práctica la misma en día a día. 





Así como el proyecto VirSSPA es más difícil de imitar (en este caso, la petición de cesión del programa en cuestión me parece lo más viable), establecer un sistema como FOCUSS, para el intercambio de profesionales, me parece más sencillo de adoptar por otras organizaciones. Al fin y al cabo, los profesionales expertos dispuestos a compartir sus conocimientos y experiencias están ahí: "sólo" hay que articular un mecanismo para favorecer su encuentro con aquellos que quieran mejorar. ¿Qué os parece?


Para aprender más:
VirSSPA: la planificación virtual de la cirugía y la formación de los cirujanos.
FOCUSS, Formación Organizada en Competencias Utilizadas en el Sistema de Salud.

P.D.- En este mismo apartado, aunque sin premio, se presentó el proyecto de programa de formación a celadores desarrollado por Osakidetza, que, al parecer, se pondrá en marcha en septiembre. Os dejo también el enlace, por si a los de la blogosfera sanitaria vasca, les interesa. 
Read On

Pecha Kucha y Cognitive Media: nuevas formas para difundir el conocimiento.

4 comentarios

Todos hablan del Pecha Kucha, esa técnica cuasi-mística que utilizaron en el I Congreso de la Blogosfera Sanitaria para exponer ideas en 20 diapositivas dedicando 20 segundos a cada una. Se trata de un formato que hace que las presentaciones sean, por pura necesidad, concisas, creativas y dinámicas. 



Esta semana, además, llamaba nuestra atención otra técnica ingeniosa para comunicar ideas que veíamos en El Caparazón:  cognitive media o cómo dibujar y reflejar en imagen gráfica lo que se escucha. El tema que se trata en este vídeo, además, sobre las perspectivas del tiempo vistas por Zimbardo, no tiene desperdicio:





Es hora de acabar con las presentaciones tediosas. Una nueva forma de difundir el conocimiento está aquí: mapas mentales, pecha kucha y cognitive media... Después de esto, y del muro del #1cbs, todo nos parecerá mortalmente aburrido...
Read On

PeriscopiHos y las Mejores Prácticas Innovadoras 2009

1 comentarios



Todos los años, en Andalucía, organizan un Foro de Innovación Sanitaria que, en esta ocasión, se celebra hoy, 23 de junio, en Cádiz. Parece que fue ayer cuando, un 28 de noviembre y abismo, nos hicimos eco de los premios entregados en la tercera edición. Y ya lo veis: aquí estamos comentando los galardones de la cuarta


Me gustan las noticias sobre premios a iniciativas innovadoras, porque demuestran que la quimera de hacer cosas nuevas para obtener valor es posible y, además, siempre podemos encontrar alguna cosa que copiar e incorporar a nuestras organizaciones. Así que, aquí los tenéis: 


Premio a "Mejor Práctica Innovadora" en Innovación en Relación a la Ciudadanía al proyecto "Mano Amiga" del Hospital Infanta Margarita de Cabra (Córdoba). La práctica consiste en detectar a los mayores con limitaciones funcionales que acuden solos al hospital y ofertarles información y acompañamiento durante el proceso asistencial. Para ello se ha llegado a un acuerdo con Centros de Día de Mayores y se han impartido talleres de forma mensual, donde se les explica las dificultades y como solucionarlas.
En la categoría Innovación en el Desempeño Profesional mediante el Uso de TIC la distinción ha sido otorgada a la Empresa Pública Hospital Costa del Sol de Marbella (Málaga), por la iniciativa "Salud y Atención Remota (SARA)", que es una plataforma para el control a distancia de pacientes con enfermedades crónicas. En estos momentos se pilota en pacientes con insufiencia cardiaca y pacientes en cuidados paliativos.
Por último, la práctica "Analíticas urgentes a la cabecera del enfermo" de los profesionales del Área de Gestión Sanitaria Serranía de Málaga, ha obtenido el premio en la categoría de Innovación Organizativa, cuyo trabajo versa sobre la implantación de un sistema de analíticas urgentes a la cabecera del enfermo en una zona rural y seguimiento por el laboratorio del hospital de referencia, mejorando la calidad asistencial en zonas dispersas y con difícil comunicación.
Otra buena forma de conocer buenas prácticas en innovación es visitar la página web de PeriscopiHos, el observatorio de la innovación en gestión hospitalaria que nos presentaban recientemente en el nuevo blog Gestionando I+ Blog. Si tenéis un rato, os recomiendo que les hagáis una visita, porque merecen la pena.


Y hablando de visitas... ¿qué tal una a un innovador, como, por ejemplo, Picasso?





Para aprender más: 
Salud centra en Telemedicina y Living Lab el IV Foro de Innovación Sanitaria.
Read On

Blogosfera sanitaria para aprender.

5 comentarios






Aunque no puede estar en el I Congreso de la Blogosfera Sanitaria, éste vino a mí. Y lo hizo no sólo a través de la web de la Fundación Gaspar Casal, el vídeo realizado por Montse Carrasco, o los artículos recopilados en Clic Austral,  sino también por medio del VII Congreso de Formación Continuada en Salud, celebrado la semana pasada en Málaga.

Durante el mismo, dentro del apartado "Experiencias innovadoras", Jaime Jiménez Pernet, nos habló sobre la blogosfera sanitaria y su primer congreso, sobre una generación para la que las tecnologías de la información y la comunicación son un elemento natural y, por tanto, válidas para su formación y el aprendizaje, sobre el audioblog Medicina Basada en la Evidencia 2.0, y sobre MedNet 2008 y el reto allí planteado para determinar buenas prácticas en la integración de las herramientas 2.0 en actividades formativas.

Asumiendo este reto, desde la Escuela Andaluza de Salud Pública, decidieron introducir el uso del blog como herramienta para el aprendizaje dentro del Master en Salud Pública y Gestión Sanitaria. De este modo, la creación y mantenimiento de un blog se ha convertido en una actividad más a realizar durante la formación. Los alumnos, tras asistir a un taller sobre creación y manejo de blogs, divididos en grupos, debían crear un cuaderno de bitácora común, en el que publicar una serie de post, tanto individuales como grupales, sobre temas de gestión sanitaria. El trabajo realizado a través de los blogs contaba para la determinación de la nota final y ha sido evaluado teniendo en cuenta aspectos tanto de formato como de contenido.

Los blogs creados por los alumnos están disponibles a través del Gerente del Mediado, (premiado recientemente como "Favorito en Red" por Diario Médico), donde, además, nos presentaban recientemente la conferencia de sir Ken Robinson en TED, que nos resumían así

Seguimos creyendo que la vida sucede de una forma lineal ( de una causa deviene siempre el mismo efecto). Pero la vida es compleja, y nuestras organizaciones humanas cumplen perfectamente las principios básicos de los sistemas adaptativos complejos ( leyes sencillas, sensibilidad a las condiciones iniciales, retroalimentación, no linealidad) .
El florecimiento humano, para Robinson,  no es un proceso mecanico sino orgánico. Y tal vez por ello sea mucho más adecuado la agricultura como modelo  y el granjero como metáfora  ( los educadores, al igual que aquellos, deberían establecer las condiciones para que el talento florezca, más que insertar a los alumnos en la cadena de montaje)
El mayor obstáculo siempre para el cambio es lo que él llama " la tiranía del sentido común", ese argumento tan habitualmente utilizado  de que " no se puede hacer de otra forma, porque siempre se ha hecho así".
Las comunidades dependen de que existan diversidad de talentos, no de que exista una única definición y concepción de lo que es la habilidad. En tiempos tan tormentosos como los actuales ( aunque por la cita de Lincoln parece que en todas las épocas cocieron habas) esto puede ser especialmente importante.

Los blogs pueden ser un elemento interesante a introducir en acciones formativas formales, y cómo no, son una excelente herramienta para el aprendizaje informal. Por eso, os recomiendo que echéis un vistazo a la recopilación de blogs sanitarios con label vasco de calidad que ha hecho recientemente Lis Ensalander y enviamos desde aquí nuestra enhorabuena y ánimos a Gloria, una enfermera que acaba de unirse a la blogosfera sanitaria. Dicho esto, os dejo que escuchéis a Ken Robinson:





Read On

Knowledge Network: portal escocés para la gestión del conocimiento en salud.

2 comentarios



Veo en el Observatorio para la Calidad de la Formación en Salud, una noticia sobre la puesta en marcha en Escocia de un portal para la gestión del conocimiento en salud: The Knowledge Network. Es una plataforma web pensada para facilitar la difusión y el intercambio de información y recursos en salud.




El portal está concebido como una herramienta web hecha a medida de usuario, intuitiva y de fácil acceso. Su función principal es la búsqueda de publicaciones y recursos, para la cual el portal cuenta con un buscador que sustituye la antigua e-Library del Sistema Nacional de Salud Escocés. Sin embargo el Knowledge Network va más allá de las simples funciones de búsqueda, ofreciéndose a los usuarios no sólo como fuente de información sino como herramienta para compartir y difundir los recursos. Su portada y todos sus servicios pueden ser modificados y configurados según los gustos y las preferencias del usuario.
Con la implantación del Knowledge Network, Escocia se suma a las iniciativas emprendidas en todo el Reino Unido para dotar a los Sistemas de Salud nacionales con herramientas web que permitan organizar y generar el conocimiento en la red de forma colaborativa. Una de las últimas apuestas en este sentido fue la del Sistema Nacional de Salud de Inglaterra, que lanzó hace algunos meses el buscador NHS Evidence, un servicio que garantiza la difusión de información de calidad en salud.

Otro servicio online muy interesante es NHS Shared Learning (aprendizaje compartido), una herramienta disponible de forma gratuita desarrollada por NHS Education for Scotland (NES), para que su personal pueda acceder, crear, compartir y utilizar recursos de aprendizaje. Además, también cuenta con enlaces a webs externas que se pueden utilizar en un contexto educativo o de aprendizaje. Actúa, por tanto, como un catálogo en línea que permite buscar y navegar para encontrar recursos de aprendizaje de calidad garantizada, permitiendo, además, la descarga de los recursos para que puedan ser reutilizados en entornos de aprendizaje virtual o plataformas formativas online.


En definitiva, se trata de una serie de herramientas que de una u otra manera acercan la información a los trabajadores, fomentando el aprendizaje y el intercambio de experiencias entre profesionales, al tiempo que todo el sistema aprovecha el conocimiento generado en distintas partes del mismo.


Read On

La comunidad vasca de pacientes.

2 comentarios

En Salud con Cosas, hacían referencia la semana pasada al II Workshop "Salud 2.0: es hora de las sinergias", organizado por ITACA, TSB (Tecnología Salud y Bienestar) y la Universidad Politécnica de Valencia. Entre los ponentes de este seminario figuraba Rafael Nuño, director de o+berri quien realizó una presentación sobre la Comunidad Vasca de Pacientes (al parecer, en línea con otra comunidad, la de innovadores que, personalmente, no me acaba de convencer).

Lis Ensalander comparte con todos nosotros la presentación que utilizó Nuño en Valencia, gracias a la cual, podemos conocer un poquito mejor en qué consiste el proyecto. Os la dejo también aquí, por si os la perdisteis:


Read On

Premio a la mejor práctica innovadora para Kirozainbide.

3 comentarios

El Hospital de Galdakao ha recibido el premio de Euskalit a la mejor práctica innovadora por Kirozainbide. Se trata de una herramienta informática desarrollada por un equipo de enfermeras de quirófano de este hospital que no hace más que recibir alabanzas (más que merecidas).


Kirozainbide es una wiki en la que se describen los protocolos de intervenciones quirúrgicas y cuidados de enfermería, por especialidades. La idea surgió ante la necesidad de unificar criterios de actuación que permitieran disminuir la variabilidad del procedimiento de enfermería, optimizando la práctica enfermera y favoreciendo así tanto la seguridad del paciente como la continuidad de cuidados en su atención. Abarca desde la preparación de material, cuidados de enfermería del proceso transoperatorio, manejo de los aparatos y conocimiento de materiales específicos, hasta la técnica de intervención quirúrgica desde el punto de vista enfermero. 


Además, el proyecto sigue creciendo, al irse implementando nuevos protocolos provinientes de las necesidades detectadas en la realización del proceso de tratamiento quirúrgico. Aquí radica el factor innovador de esta iniciativa, al combinar el conocimiento adquirido proviniente de la experiencia, con los conocimientos basados en la evidencia científica y soportes multimedia (que combinan texto, fotos, animaciones, esquemas y vídeos) que dotan a este manual online de una gran facilidad de manejo e interactividad. 


La herramienta está disponible para toda la red de Osakidetza, a través de la intranet. Es una pena que no se pueda acceder también desde fuera, para poder añadirla a la sección "compartir los recursos" de Cuidando.es. De momento, si queréis conocer un poquito mejor esta iniciativa, os dejo unos cuantos enlaces relacionados con la noticia (1, 2, 3, 4). Por mi parte, sólo me queda felicitar a los galardonados: ¡Enhorabuena!
Read On

One blog per doctor and nurse.

2 comentarios

Leo en Pasión por Innovar un interesante post sobre la importancia del uso de las herramientas 2.0 en el aprendizaje y creo que es totalmente extrapolable del aula de la universidad a la de formación continuada y al aprendizaje a lo largo de la vida en general. Así que, os dejo el enlace aquí y os transcribo las partes que más me han llamado la atención, con algunos comentarios para la adaptación a nuestro entorno en cursiva:

"...lo importante no es ni la implantación de nuevo hardware, ni la utilización de herramientas 2.0 en el aula. El reto está en conseguir implantar gracias a las nuevas tecnologías, nuevos comportamientos y nuevas prácticas que permitan conseguir los objetivos educativos y pedagógicos (en nuestro caso, formativos y de impacto en la organización) que estimemos oportunos. Además, estas prácticas no deben ser independientes unas de otras. Por un lado, deben estar integradas en el currículo (formar parte de la actividad, de las competencias digitales de los profesionales)  y por otro lado deben ser parte de una estrategia global del grado para con la utilización de dichas herramientas (fomento de una sanidad 2.0, si queréis).
" [para finalizar, incidir en] la necesidad de un proceso de aprendizaje centrado en el alumno (profesional) dentro de un aula (puesto de trabajo) con estructura en red utilizando las tecnologías de la información y la comunicación. Un aula (una consulta) que se convierta en una comunidad, la cual deba ser dinamizada y vertebrada. Un profesor que pase a ser community manager, project leader y content curator. Y para ello creo, humildemente, que el blog debe ser el eje pricipal. Por eso, ante el proyecto de Nicholas Negroponte One laptop per child yo digo “One blog per child(y, yo, en consecuencia, "One blog per doctor and nurse"). Un blog que recoja tanto, actividades formativas durante el grado (cursos, congresos, conferencias, sesiones clínicas...), así como actividades extraescolares (progresos en proyectos en los que esté trabajando, publicación de artículos, aficiones...) y reflexiones personales. Un blog que sea el eje vertebrador para un aprendizaje a lo largo de la vida."
Sé que con el panorama actual en Osakidetza, sin acceso a herramientas 2.0 de ninguna clase y condición, sólo estoy soñando... pero dejadme pensar en ello sólo un momento...


Read On

Enredados: la influencia oculta de las redes sociales

5 comentarios

Los elementos básicos de una red son simples: nodos y enlaces que los conectan entre sí. Sin embargo, a medida que el número de nodos y enlaces aumenta, el número de posibles configuraciones crece exponencialmente. Asimismo, hay una innumerable cantidad de posibilidades para lo que un nodo y un enlace pueden representar: una palabra, un gen, una persona, en el caso de los nodos, similaridad fonética, expresiones coincidentes o una conversación en el caso de los enlaces. Estructuralmente simples, pero increíblemente complejas para el análisis, las redes albergan respuestas a una gran diversidad de preguntas. La edición de mayo-junio 2010 de la Harvard Magazine  nos presenta en un interesante artículo distintos estudios en torno a las redes.

Nicholas Christakis y James Fowler son dos estudiosos de este fenómeno, quienes han colaborado para tratar de comprender mejor qué y cómo se difunde a través de las redes sociales humanas. Juntos escribieron en libro "Conectados", en el que presentan descubrimientos entorno a las redes sociales en campos tan dispares como la genética, las mátemáticas, la psicología o la sociología.

En 2007, publicaron en el New England Journal of Medicine, un artículo en el que analizaban la difusión de la obesidad a través de redes sociales, planteando que ésta puede propagarse en tres grados de separación. Esto es: si una persona en el estudio mencionaba a una amigo que también participaba en el mismo y otro amigo de ese amigo se convertía en obeso, las probabilidades de padecer obesidad del primer sujeto se incrementaban en un 20%. El incremento de peso parecía difundirse a través de grupos de amigos a través de algún mecanismo invisible como los comportamientos alimentarios, el ejercicio o ajustarse a las normas sociales entorno al control del peso.

Los autores encontraron patrones similares para la felicidad, la soledad, la depresión, el consumo de alcohol, la decisión de dejar de fumar e, incluso, el divorcio.  Nuestra salud depende no sólo de nuestra biología, nuestras acciones y elecciones, también depende bastante literalmente de la biología, acciones y elecciones de aquellos que nos rodean.

Para cada tipo de difusión a través de las redes, los especialistas en este campo deben analizar meticulosamente cómo y entre quiénes ocurre la transmisión. ¿Influye la proximidad geográfica? ¿Son las relaciones familiares más influyentes que las sociales? ¿Qué hay de los compañeros de trabajo? La respuesta varía en función del elemento que se transmite.

El análisis de las redes sociales puede ayudar a diseñar campañas de salud pública más eficaces. Christakis y Fowler plantean que una campaña de vacunación basada en redes, enfocándose en personas que tienen mayor contacto social, podría ser tres veces más coste-efectiva que una campaña de vacunación universal. O una campaña de control de pandemias basada en redes podría ser 700 veces más efectivas que el muestreo aleatorio. Además, sabiendo qué es lo que funciona, las personas con mayor influencia podrían tratar de impulsar hábitos de vida saludable en la red a la que pertenecen, por ejemplo, animando a sus amigos a hacer deporte.

Todavía queda mucho por aprender en este ámbito de estudio. De momento, os dejo que el propio Nicholas Christakis os hable un poquito más sobre este tema:







Para aprender más:
Medicina y complejidad 1 y 2 en Compartiendo ideas.
Read On

La historia natural de la profesión médica vista por un paciente.

5 comentarios

¿Qué significa ser médico? ¿Qué significado tiene ser un buen médico? Éstas son las preguntas que se plantea Albert J. Jovell, presidente del Foro Español de Pacientes y, como el mismo se define, "médico-paciente" en el artículo "La historia natural de la profesión médica vista por un paciente".

En él, Jovell nos señala que un análisis de la historia natural de la profesión médica indicaría una transición de un modelo virtuoso, basado en la confianza médico-paciente y en valores, hacia un modelo más técnico-científico, sin que se haya producido una verdadera reflexión colectiva sobre las potenciales ventajas de combinar ambos modelos. En este sentido, se tiene la sensación de que cuanto más aprenden los médicos sobre cómo tratar enfermedades más desaprenden sobro cómo tratar enfermos.

Por otra parte, la desvirtuación progresiva de la profesión médica conlleva un elevado riesgo de desmotivación, insatisfacción y pérdida de autoestima, que acaba transfiriéndose en una atención sanitaria de menor calidad. Todo ello conduce a una situación de desmotivación y desconfianza en uno mismo que promueve la adopción de la medicina como una ocupación en lugar de como una profesión.

La historia natural de la profesión médica supone el planteamiento de un doble contrato profesional. Un primer conratao sería entre médicos, con el objeto de decidir cuáles son las virtudes y los valores de la profesión, así como los demdios que se precisan para materalizarlos. La adopción de este contrato profesional debería crear normas que promuevan la confianza mutua entre profesionales, renovar la identidad del grupo y recuperar el sentido de la eficacia en el sentido de la profesión.

La profesión no debe ignorar que posiblemente no está cumpliendo las expectativas que ha creado, por lo que su segundo contrato debería establecerse con la sociedad y estaría destinado a construir confianza con los pacientes. Todo ello, teniendo en cuenta la aparición de un nuevo modelo de paciente (con un mayor nivel educativo, acceso a información sobre salud medainte internet, que participa en decisiones sanitarias...) y el establecimiento de una atención centrada en los pacientes.

El Dr. Jovell concluye apuntando que existe una amplia bibliografía sobre comunicación y relación médico-paciente es muy amplia y que, posiblemente, lo que sea pertinente en estos momentos sea fomentar la aplicación de la misma y elevar sus resultados. Para ello, será necesario, de inicio, un cambio de las actitudes de los médicos hacia los pacientes y adoptar en la práctica profesional los virtudes y valores de la profesión médica.

Si os han interesado estas reflexiones, podéis leer el texto completo aquí.

Read On

Lecciones de moda y propiedad intelectual.

2 comentarios


Recientemente en TED han publicado dos conferencias sobre derechos de propiedad intelectual. En ambas, se habla sobre los beneficios derivados de la cultura mash-up, de la remezcla, de tomar ideas de un sitio y otro para crear algo nuevo, mientras, al mismo tiempo, se respeta al autor reconociéndole como tal.

La primera de ellas corre a cargo de Lawrence Lessig, padre de las licencias Creative Commons, y que ya ha aparecido citado por aquí. En esta ocasión, nos  habla sobre la aparente paradoja por la que los republicanos apoyan el libre uso de las creaciones intelectuales, mientras que los demócratas son partidarios de la regulación a ultranza de los contenidos.

Pero hoy, en homenaje a Madame Bovary, voy a quedarme con la segunda de ellas, en la que Johanna  Blakley, nos habla sobre la cultura de libertad que reina en el mundo de la moda. Se trata, probablemente, de la única actividad artística en la que no existen derechos de autor y en la que, mientras se respete la marca, puede copiarse lo que sea.

La lógica que opera tras la protección via copyright establece que sin la existencia de una propiedad y protección para la explotación de una creación, no hay ningún incentivo para innovar, lo que ocasionaría graves perjuicios para nuestra economía y para la sociedad. Sin embargo, nadie diría que  la industria de la moda, en la que no es aplicable el copyright no obtenga beneficios.

Blakley nos explica que, precisamente por carecer de defensa contra la copia, los diseñadores de moda han sido capaces de elevar un diseño utilitario (ropa meramente para cubrir nuestros cuerpos desnudos) en algo que consideramos arte. Gracias a la libertad, ha sido posible que se generara una verdadera ecología de la creatividad.

La copia tiene un montón de virtudes:
  1. Nos proporciona más opciones, y eso, es bueno: tenemos dónde escoger.
  2. Las tendencias se expanden mucho más rápido: las innovaciones se difunden con mayor celeridad.
  3. Induce la obsolescencia: si los cambios se difunden más rápidamente, siempre habrá pioneros que quieran romper con lo establecido e ir más allá.
  4. Como consecuencia, se acelera la velocidad de las innovaciones.
  5. Quien no quiera ser copiado, tendrá que ingeniárselas para diseñar algo imposible de imitar, lo que le requerirá grandes dosis de creatividad. 
Ya lo véis: si quieres que el mundo reconozca tu obra, no te quedará más remedio que ser auténtico. Ése parece ser el camino ya que, como recordaréis,  nada es orginal.

No es una mala lección para venir de un mundo tan trivial y sin sustancia alguna como la moda, ¿verdad?

Read On

La respuesta no está ahí fuera.

1 comentarios

Hace unas semanas hablábamos sobre el especial de abril y, en concreto, sobre el artículo en el que Thomas H. Lee reflexiona sobre médicos  y liderazgo. Hoy, le toca el turno a otro de los artículos, en esta ocasión firmado por Richard H. J. Bohmer, médico y profesor en la Harvard Business School. dedicado a sanidad de la Harvard Business Magazine y, en concreto, sobre el

Bohmer plantea que la única esperanza realista para mejorar sustencialmente el sistema de salud es que la vieja guardia lidere una revolución desde dentro: tenemos que rediseñarnos a nosotros mismos. Para ello, necesitamos revisar los principales procesos clínicos, los sistemas de gestión y la cultura organizacional, de modo que los profesionales de la salud desarrollen simultáneamente tres tareas: 

  1. Aplicar rigurosamente las mejores prácticas basadas en la evidencia para el diagnóstico y tratamiento de enfermedades que sean bien conocidas.
  2. Utilizar procesos de prueba y error para tratar aquellas condiciones complicadas o que aún no son bien comprendidas.
  3. Capturar y aplicar el conocimiento generado a los cuidados diarios (con la gestión del conocimiento hemos topado).

Las estructuras y procesos imperantes reflejan cómo era el trabajo sanitario hace 30 años, antes de la "explosión del conocimiento médico", cuando la práctica de la medicina era artesanal. En ese momento, la tarea de las organizaciones era apoyar a los médicos en su tarea, asegurando la calidad y optimizando la disponibilidad de los recursos para tratar pacientes (enfermeras, laboratorios, camas, etc.).

Los tiempos han cambiado. Los avances científicos han incrementado el volumen y especialidad del conocimiento médico, que, en ocasiones, puede traducirse en procesos estandarizados y programarse en sistemas informatizados de apoyo a la decisión. De este modo, algunas tareas asignadas tradicionalmente a los médicos pueden ser delegadas en otros profesionales sanitarios o, incluso a los pacientes.

Ejemplos que han llamado la atención por sus avances al eliminar lo superfluo y mejorar de manera relevante sus resultados son el Beth Israel Deaconess en Boston, Cincinnati Children's, Cleveland Clinic, Geisinger Health System en Pensilvania, Intermountain Healthcare en Utah y Idaho, Istituto Clinico Humanitas cerca de Milán , Keiser Permanente en áreas por todo USA y el Virginia Mason en Seattle. Todas estas instituciones comprenden que el conocimiento médico es demasiado voluminoso como para ser almacenado en la cabeza de cada profesional facultativo y que debe ser plasmado en protocolos y rutinas.

En otras palabras: han aprendido que curar es una responsabilidad de la organización. Por ello, dedican constantemente sus recursos a alcanzar los mejores resultados posibles, recopilan y utilizan los datos para mejorar su desempeño y tratan la práctica diaria de la medicina como fuente de inspiración e innovación.

Teniendo en cuenta que cada organización tiene su propio entorno, estructura e historia, es natural que no exista un diseño común, aunque sí existen cuatro principios comunes en los que se sustentan todos ellos:

  1. Gestionar el cuidado: las decisiones, tareas y flujos de trabajo cruciales para optimizar el cuidado deben ser el principal foco de atención para el diseño organizacional. Aplicar la evidencia a la práctica clínica requiere la estandarización de las rutinas operativas y de las normas a seguir para la toma de decisiones y ejecución de tareas. En Intermountain Healthcare, por ejemplo, limitan el diseño de protocolos a las aproximadamente 70 condiciones que suponen un 90% de los casos atendidos, para los que están establecidos tratamientos basados en una robusta evidencia científica.
  2. Acorralar la variabilidad: es necesario separar la alta de la baja variabilidad. En Intermountain lo consiguen permitiendo a los médicos no seguir los procedimientos establecidos en situaciones ambiguas. Ningún protocolo se sigue en el 100% de los casos. Un enfoque distinto para abordar la misma cuestión es adoptar el modelo "hospital dentro de un hospital", lo que supone crear distintas unidades, por ejemplo, una destinada a casos sin complicaciones, que puede ser gestionada por enfermeras, y otra a los casos complejos.
  3. Reorganizar los recursos: cuando las organizaciones rediseñan procesos clínicos, deben también reconfigurar las infraestructuras y prácticas que los soportan. Las organizaciones sanitarias generalmente se guían por la pregunta: "¿qué cuidados podemos proveer con los recursos que tenemos?" cuando, la verdadera cuestión es: "¿qué recursos requerimos y cómo deberíamos configurarlos para poder aplicar los cuidados que necesitamos?". 
  4. Aprender del cuidado diario: la estructura y procesos organizativos deben ser diseñados para ayudar a las organizaciones sanitarias a aprender sistemáticamente de su trabajo diario. Un valioso conocimiento sobre la naturaleza de la enfermedad, cómo tratarla y cómo organizar la dispensación del tratamiento es frecuentemente generado a través de la práctica de la medicina. Conscientes de ello, algunas organizaciones desarrollan rutinas para crear, capturar y diseminar dicho conocimiento.

La lección que ofrecen las instituciones que están aplicando estos cuatro principios para mejorar sus resultados es que cada organización debe basar su diseño en las necesidades de la población a la que atiende, la normativa local y los recursos disponibles. La revolución sólo está en sus primeros días y pasarán años hasta que su impacto se expanda. Y es que el rediseño va más allá de la implantación de proyectos piloto de alto nivel: requiere enormes cantidades de trabajo detallado, vigilancia y práctica.

Sólo gracias al trabajo duro conseguiremos eliminar el "desperdicio" del sistema sanitario (burocracia innecesaria, duplicidades, pruebas no necesarias, terapias sin valor, uso inapropiado de recursos costosos como las urgencias, etc.) que se estima supone un 50% del gasto.

Clínicos y gestores tienen la responsabilidad de realizar el durto trabajo que requiere un cambio en el diseño de las organizaciones santitarias. Arreglemos el sistema sanitario desde dentro.


Read On
Related Posts with Thumbnails